Redes Sociales para aglutinar el movimiento #metoo de la mujeres en los Balcanes

Imagen de Sasin Tipchai en Pixabay bajo licencia CC

A través de una página creada en  Facebook, las mujeres de Bosnia Herzegovina han logrado organizar su propio #metoo en los Balcanes. “Nisam tražila” , ¡Yo no lo pedí!, es la traducción literal de este movimiento creado para luchar contra la violencia de género.

Para la puesta en marcha de esta página fue decisiva la anterior denuncia por  violación y acoso sexual de la actriz serbia Milena Radulović contra el propietario de la escuela de actuación de Belgrado, Miroslav Mika Aleksić.

Como señalaba en el Telegraph Una Hajdarigran, (@UnaHajdari), la violencia sexual sufrida por las mujeres durante las guerras yugoslavas de la década de 1990 había impedido previamente la discusión pública del tema. Desde esa primera denuncia, miles de mujeres han roto el silencio sobre la violencia sexual en Serbia, Bosnia Herzegovina, Montenegro, Macedonia del Norte, Eslovenia y Croacia.

Este caso nos acerca un nuevo ejemplo de cómo las redes sociales y el contenido generado por el usuario se han convertido en un instrumento de gran valor para la defensa de los derechos humanos.

Según nos cuentan desde Global Voices, la página en Facebook “Yo no lo pedí”, fue creada por cuatro estudiantes de arte de Bosnia Herzegovina, (Mateja Mavrak, Asja Krsmanović, Ana Tikvić y Nadina Mičić), el 18 de enero de 2021. Su creación permitió popularizar el hashtag #NisiSama (“[Mujer,] no estás sola”).

En la actualidad continúan publicando casos de violencia contra la mujer en su página de Facebook y publican diariamente reacciones a la injusticia.

Ana Tikvić, una de las líderes de la iniciativa, señalaba el abandono e inseguridad que sienten las mujeres a la hora de denunciar estos casos:

“Esa página de Facebook es solo una prueba de que las víctimas tienen más confianza en una página anónima de Facebook que en el sistema y las organizaciones que se encargan de lidiar con este problema. Recibimos cientos y cientos de mensajes en los primeros días. Las víctimas no están preparadas para denunciar el abuso sexual porque no confían en el sistema, porque no se sienten protegidas y porque no creen que eso solucione nada. No confían en que el perpetrador será castigado adecuadamente”.

Pese a los problemas iniciales, decidieron continuar al recibir las primeras denuncias. Desde entonces, la iniciativa ha obtenido apoyo en toda la región de la antigua Yugoslavia, tanto de mujeres como de hombres.

Por el momento la campaña de ONU Mujeres: “La violencia no es un asunto privado”, (“Violence is not a private matter”), “exige la promulgación de una nueva Ley de Protección contra la Violencia Doméstica.

En la actualidad y desde su web en Facebook trabajan en la recopilación de los testimonios y experiencias para plasmarlos en una publicación educativa, no sólo para otras mujeres, sino para “la sociedad de Bosnia Herzegovina y la región”.

En la actualidad cuentan con más de 40.000 seguidores en su página de Facebook y en ella se siguen registrando casos relacionados con el abuso sexual.

Puedes leer más información en Global Voices.