MiniLock: un programa para encriptar y filtrar información apto para novatos

La defensa de la privacidad de la información en la Red y de la libertad de comunicación parece enfrentarse a un panorama cada vez más duro, especialmente con el proyecto de reforma de la Ley de Propiedad Intelectual diseñado el Gobierno del PP en el que plantean un endurecimiento notable de las medidas administrativas contra la llamada ‘piratería’ en Internet.

Desde El Mundo, abogados especializados, como Carlos Sánchez Almeida, advierten del peligro que supondría aprobar esta reforma ya que “se ampliarían las posibilidades de actuar contra cualquier página web ‘supuestamente’ vulneradora” de los derechos de autor, permitiendo que “la censura administrativa se dirija contra cualquier usuario que aloje enlaces en su blog, en su cuenta de Twitter o en su muro de Facebook”.

Ante este panorama surgen todo tipo de propuestas para preservar el derecho a la privacidad y a la libertad de comunicación e intercambio de contenido como el lenguaje encriptado que permitió a Edward Snowden, exinformático de la CIA y de la Agencia de Seguridad Nacional (NSA), comunicarse con el periodista Glenn Greenwald a través de correo electrónico cifrado para poder realizar sus filtraciones.

cripto-2La complejidad de la utilización de este tipo de lenguaje podría quedar a un lado con la propuesta de Nadim Kobeissi, un programador de 23 años de edad, activista y consultor de seguridad que ha anunciado la puesta en marcha a finales de este mes de MiniLock, un programa de cifrado de archivos gratuito y de código abierto. La versión beta de este programa quiere superar los problemas de aprendizaje y ser accesible para un público mayoritario. Así nos lo cuentan desde Wired, en donde anuncian la puesta en marcha de este programa en la HOPE hacker conference de New York.

Según señala Kobeissi en Wired, el lema de este programa de cifrado de información es permitir hacer “más con menos” y superar todo tipo de dificultades a la hora de usar el lenguaje encriptado:

“Es súper simple, accesible, y es casi imposible confundirse al usarlo.”

Por el momento esta aplicación aún se encuentra en fase experimental, pero podría tratarse de uno de los software de cifrado más fáciles de usar, hasta el momento. Esta aplicación podría darle un nuevo impulso al periodismo de filtraciones y a la investigación y lucha contra la corrupción a nivel global, tal y como sucedió con WikiLeaks. Wired ha hecho una prueba con resultados sorprendentes, según nos cuentan:

en cuestión de segundos, revolvieron los datos de tal manera que nadie más que el destinatario escogido – en teoría ni siquiera los organismos policiales o de inteligencia – podría descifrar y leer. MiniLock se puede utilizar para cifrar cualquier archivo adjunto en un correo electrónico desde vídeo a las fotos almacenadas en una unidad USB, o para cifrar archivos para su almacenamiento seguro en Dropbox o Google Drive.

El filtrado de contenido se ha convertido en una tendencia en aumento especialmente significativa en la lucha contra la corrupción. En PC os hemos hablado de algunas iniciativas similares como SecureDrop, un sistema de código abierto que permite presentar todo tipo de denuncias a los medios de comunicación, de forma segura, para que los denunciantes permanezcan en el anonimato. La polémica generada tras las revelaciones de Edward Snowden sobre el espionaje en la Red del gobierno de Estados Unidos, generó la puesta en marcha del proyecto Trsst, una plataforma de microbloggingcifrada, anónima y descentralizada”. En nuestro país contamos Fíltrala, un proyecto para realizar filtraciones a la prensa, concebida como una herramienta en favor del periodismo participativo.

MiniLock permitirá que “cualquier persona pueda utilizar este programa en cualquier ordenador sin tener que preocuparse por guardar o trasladar una clave privada de forma segura”. “Los usuarios pueden mantener su identidad para enviar y recibir archivos en cualquier equipo que se haya instalado MiniLock”.

Como destacan desde Fayer Wayer:

La herramienta hace uso del cifrado de clave pública, con una novedad interesante: los usuarios solamente deben recordar una contraseña en forma de frase de máximo 30 caracteres. Con esta passphrase es posible cifrar -y descifrar- archivos desde cualquier computadora que tenga instalado el plugin.

Kobeissi expondrá lo últimos detalles de su aplicación en la HOPE hacker conference, que muchos esperan impacientes, aunque con cierto excepticismo por parte de algunos ya que Kobeissi es el responsable del desarrollo de Cryptocat, una herramienta para chatear de forma anónima que, como destaca Fayer Wayer “fue acusada de dar una falsa sensación de privacidad, dados los fallos que presentaba”. Estas dos herramientas parecen haber encontrado un punto de unión y tras las correcciones de Cryptocat surge esta nueva propuesta cuyo código se pondrá a disposición de los usuarios en GitHub, para escuchar todas la sugerencias que puedan hacer a su autor otros desarrolladores.

Para los interesados, puede resultar un reto ver el tutorial de vídeo de 12 minutos que Edward Snowden envió al periodista Glenn Greenwald para enseñarle a usar el lenguaje encriptado. También os recomendamos echarle un vistazo al nuevo libro de Víctor Sampedro, “El cuarto poder en red”.

Imagen: Blacque Jacques, bajo licencia CC.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *