Crowdsourcing vs Crowdfunding: ¿Cuál es la diferencia?

hipopotamo

La guía definitiva para que no te líes más.

Somos bastante majos aquí en Scifabric. Nos gusta crear herramientas útiles para la gente, acariciar cachorros y ayudar a los mayores a cruzar la calle. Pero hay una cosa que nos toca la MORAL… y es cuando la gente mezcla ‘crowdsourcing’ y ‘crowdfunding’. ¡¡Arg!!

De verdad que nos pone de los nervios, así que hemos decidido dejar las cosas claras y escribir una guía definitiva sobre la diferencia entre estos dos conceptos. Vayamos por partes.

Vamos a empezar con ‘crowdsourcing’ y a descomponer la palabra. El crowdsourcing es una combinación de “crowd” (es decir, multitud), un grupo de personas, en este caso aplicado a la comunidad en línea, y “sourcing” (es decir, externalización), entendida como la transferencia de trabajo a proveedores externos. Así, crowdsourcing es la transferencia de trabajo a la comunidad en línea.

Hay diferentes tipos de crowdsourcing. Uno de estos tipos es el crowdfunding, que supone recaudar entre un grupo extenso de personas el dinero necesario para financiar un proyecto o negocio. Y, de hecho, hay varios tipos de crowdfunding. Así que vamos a profundizar en estos términos y ver algunos ejemplos. Pero recuerda que el crowdfunding es un tipo de crowdsourcing.

Crowdsourcing

Hemos establecido que crowdsourcing es la transferencia de trabajo a la comunidad online. Pero, ¿qué formas de crowdsourcing existen, además de crowdfunding? Estas son algunas de las más comunes:

Microtasking

Microtasking significa dividir un proyecto en lotes de pequeñas tareas bien definidas para que puedan ser completadas por multitud de personas diferentes. Esto permite que puedan analizarse grandes conjuntos de datos en poco tiempo y por una gran cantidad de gente, algo que resulta a la vez rentable y eficiente. Este es el tipo de crowdsourcing que más se alinea con lo que hacemos aquí en SciFabric. Y como ejemplo, algunos de nuestros proyectos:

Cities at night – los voluntarios deben identificar y geolocalizar ciudades en las fotografías tomadas por los astronautas de la Estación Espacial Internacional (visita nuestro caso de estudio para más información).

Micropasts – los voluntarios deben transcribir tarjetas de hallazgos de objetos prehistóricos y dibujar el contorno de estos artefactos para poder llegar a producir modelos 3D de gran precisión (visita nuestro caso de estudio para más información).

Open Oil – los voluntarios deben revisar y extraer la información clave de miles de contratos entre gobiernos y compañías petroleras con el fin de proporcionar una mejor comprensión de cómo funciona la industria (visita nuestra entrada en el blog).

El crowdsourcing creativo

También conocido “crowdsourcing creative work” (CCW), el crowdsourcing creativo espera de los voluntarios que proporcionen nuevas ideas o soluciones a ciertas tareas creativas. Los proyectos de CCW pueden tener como objetivo música, películas, ilustraciones, diseño gráfico, arquitectura, diseño de ropa y mucho más. Estos son algunos ejemplos:

hitRECord – un comunidad online en la que los miembros aportan vídeo, audio, imágenes, textos, etc. a partir de los cuales se generan nuevos trabajos.

Threadless – los artistas envían diseños para camisetas, los miembros de la comunidad votan luego esos diseños y los preferidos se producen y se venden al público.

El conocimiento colectivo

Se trata de recopilar los conocimientos de un gran número de personas para producir un recurso de referencia valioso. Por ejemplo, Wikipedia es una enciclopedia crowdsourcing a la que muchas personas contribuyen.

Crowdsourcing en innovación

Los voluntarios contribuyen a una lluvia de ideas (brainstorming) nuevas o innovadoras. Por ejemplo, en Climate CoLab la gente colabora presentando propuestas que aborden el cambio climático.

Crowdfunding

Ya sabemos que el crowdfunding es un tipo de crowdsourcing en el que se financia un proyecto o negocio con dinero de particulares. Esto permite a aquellos que tienen en mente un proyecto pero carecen de capital recaudar fondos a través de la comunidad online para poder hacer despegar su idea.

El crowdfunding ha sido muy perjudicial para los modelos de financiación tradicional y ha revolucionado la forma en la que se financian las pequeñas empresas.

Y es probable que estés más familiarizado con la financiación colectiva de lo que piensas. Por ejemplo, el presidente Obama recaudó más de 50 millones de dólares a través de crowdfunding para su campaña electoral de 2008. En vez de apuntar a los grandes donantes, Obama pidió a miles de sus partidarios que contribuyeran con pequeñas cantidades. Caching!

¿Cuáles son los diferentes tipos de crowdfunding?

Recompensa

Muchas de las plataformas de crowdfunding más populares, como Kickstarter o Indiegogo, adoptan un modelo basado en la recompensa. Esto permite a los voluntarios que contribuyen con dinero lo hagan a cambio de un “premio”, como por ejemplo, recibir uno de los primeros ejemplares que se produzcan. La plataforma de crowdfunding para ciencia Walacea orienta estas recompensas hacia la educación y la divulgación.

Por ejemplo, estos son algunos de los proyectos más exitosos de Kickstarter:

Explodin’ Kittens – un juego de cartas que levantó casi 9 millones de dólares

Pebble Time – un SmartWatch que recaudó más de 20 millones de dólares

Shenmue 3 – un juego de ordenador que recaudó más de 6 millones de dólares

Lo bueno de la financiación colectiva basada en la recompensa es que a menudo se invita a los participantes a hacer sugerencias sobre el producto. Por ejemplo, pueden proponer que se incluyan personajes en un videojuego o una nueva aplicación en un dispositivo en desarrollo. Así, incorporando ciertos aspectos del CCW, el interés en el producto no es meramente económico, sino también creativo. Esto hace que surja una comunidad leal y muy unida.

Equidad

Los inversores aportan dinero a cambio de acciones de la sociedad. Así que en realidad se convierten en promotores copropietarios de la empresa. CrowdCube es una popular plataforma de financiación colectiva basada en la equidad.

Deuda

Los empresarios piden dinero prestado y lo devuelven con intereses.

Las donaciones

Este es un modelo de caridad, mediante el cual se hacen contribuciones sin ninguna expectativa de recibir recompensas o beneficios. Los ejemplos incluyen a Oxfam y o Cancer Research UK.

Crowdcrafting

Entonces, ¿qué es exactamente lo que hacemos en SciFabric?

Nosotros somos una empresa de desarrollo de Software libre (PyBossa) enfocada a la creación de plataformas de investigación.

Y en lugar de crowdsourcing, preferimos llamarlo crowdcrafting (crowd, multitud, como ya habíamos dicho y craft, que se refiere a un trabajo habilidoso generalmente hecho a mano) y de ahí el nombre de nuestra plataforma, Crowdcrafting, que por cierto es muy fácil de usar. El microtasking tradicional por lo general implica a grandes institutos u organizaciones que a su vez necesitan un montón de gente para completar las tareas. Pero nuestro software y plataforma proporcionan herramientas de código abierto que cualquiera puede utilizar para poner en marcha proyectos de investigación, definir (micro) tareas y recoger / analizar gran cantidad de datos. Se trata de un enfoque “de abajo arriba” que conecta a las personas directamente al proceso de investigación. Permite que cada uno sea su propia plataforma de investigación.

¿Entendido?

Crowdsourcing significa transferencia de trabajo a la comunidad online. El crowdfunding es un tipo de crowdsourcing que supone una inyección de capital a través de la comunidad online. En SciFabric (entre otras cosas) desarrollamos Crowdcrafting: una plataforma con enfoque de abajo hacia arriba, donde las personas e instituciones pueden definir y desarrollar sus propios proyectos microtasking, y ser su propia plataforma de investigación.

¿Sí? ¿Por fin? ¡BUENO!

Este artículo de James Doherty se publicó originalmente en inglés en Scifabric, una plataforma amiga de la que os hemos hablado en PC. Puedes leer el original aquí. La traducción ha sido posible gracias a Clara Sánchez-Puga, (@Clarilla), responsable de comunicación de Scifabric.

Imagen Portada: Nils Rinaldi en Flickr bajo licencia CC.