Watchdog: Mucho que contar

wdw-00

Watchdog es una organización sin ánimo de lucro que reúne a un grupo de periodistas independientes para cubrir la actividad del gobierno local de cada Estado. Así se definen en su página web, en la que cada día dan cabida a un gran número de voces que tienen mucho que decir.

El proyecto surgió en 2009, pero fue en 2012 cuando lanzaron WatchdogWire, un foro para periodistas ciudadanos. Como aseguran, sus comienzos fueron un tanto dudosos debido al escepticismo que suscitaba convertir a los bloggers en verdaderos reporteros. No obstante, decidieron apostar por este sector en auge y se sorprendieron al comprobar la capacidad de la sociedad para crear contenidos de calidad.

Mary Ellen Beatty lidera este proyecto ciudadano y asegura que los ciudadanos que ellos “entrenan”  no se limitan a contar historias sobre abusos en sus comunidades, sino que están creando su propios contenidos, lo que poco a poco hace que crezcan como grupo.

De este modo, la sociedad conoce de primera mano historias que han causado un gran impacto y que, de no ser por estos periodistas ciudadanos, no habrían llegado tan lejos.

WatchdogPor ejemplo, gracias a Watchdog se conocieron en Florida las artimañas utilizadas en la campaña electoral  por un profesor del Brevard Community College, quien obligó a sus alumnos a firmar un papel asegurando que votarían a Obama. También en Florida, el candidato demócrata Kevin Fitzgerald usó su poder para destinar millones de dólares a una escuela de arte donde trabajaba. Sin embargo, un blogger lo descubrió e informó sobre ello, cuestionándose si este conflicto de intereses suponía una violación ética.

Pero eso no es todo. En Michigan, gracias a Gena Rinckey se cerró una clínica abortiva cuyas condiciones sanitarias eran pésimas, y Andrea Blachford atrajo gran atención en un juicio en el que se debatía la propiedad y los derechos de libertad de expresión que los “principales” medios de comunicación habían sospechosamente ignorado.

Por lo tanto, nos encontramos ante información periodística que presenta hechos relevantes y que soporta cualquier tipo de control o escrutinio. Claro que existen bloggers y periodistas ciudadanos que realizan noticias que carecen de este tipo de calidad, pero como aseguran, lo mismo podría decirse todos los días de los periodistas tradicionales.

Watchdog supone de este modo una gran plataforma para dar voz a miles de personas que tienen algo que contar. Algo que denunciar. Ellos les dan las herramientas. Lo demás, viene solo.

Maybe, this tribe increase.

2 Trackbacks

  1. Por Watchdog: Mucho que contar | Periodismo Ciudada... on 02 de diciembre de 2013 a las 18:22

    […]   […]

  2. […] Ciudadano analiza bajo la lupa de Elena Rodríguez Flores el proyecto Watchdog, organización sin ánimo de lucro de periodistas dedicados al control de los gobiernos estatales […]

Deja un comentario

Tu email no será nunca revelado a terceros. Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*