Johnston Press lanza un “periódico de la gente” con gran parte de contenidos ciudadanos

jp-local-002

La editora británica Johnston Press ha anunciado recientemente una iniciativa en una de sus cabeceras, The Local –diario local de Bourne, Lincolnshire–, encaminada a lograr que la comunidad se involucre más en las decisiones sobre lo que pasa en su periódico local.

Con este experimento –el primero de este tipo en el país, señalan desde Johnston Press–, el Bourne Local se convertiría en lo que denominan un “people’s paper”“periódico de la gente”–, invitando a la población local a aportar fotografías, artículos y críticas sobre los asuntos que les interesan. Los lectores podrán incluso ser capaces de agregar elementos a las páginas de su periódico local desde la comodidad de sus propios hogares utilizando la última tecnología adoptada por Johnston Press.

El presidente ejecutivo de Johnston Press, Ashley Highfield, ha aclarado que el proyecto no tiene como finalidad una reducción de costes ni el Bourne Local corre ningún riesgo económico en su actual formato. “Por lo general –explica Highfield–, alrededor de un tercio de los contenidos de un periódico local se obtienen ya de fuentes de la comunidad”. El proyecto, pues, sólo tendría como objetivo aumentar esa cifra de participación ciudadana, que pasaría a ser mayoritaria con un 75% de los contenidos.

Bourne Local

Mark Edwards, editor del Bourne Local, ha asegurado por su parte que la actual plantilla del diario no debe temer por sus puestos de trabajo, ya que el contenido aportado por los ciudadanos habrá de ser supervisado por los periodistas que trabajan en el medio, que también espera, con esos nuevos contenidos, aumentar el número de páginas por ejemplar. “Las consideraciones legales y éticas permanecerán inalteradas –añade Edwards–, así como las de interés público y relevancia”.

Una parte importante del proyecto se centrará en el sitio web del medio, a través del que se intentará crear una auténtica “comunidad online más interactiva”.

Vía | Johnston Press, The Guardian

Deja un comentario

Tu email no será nunca revelado a terceros. Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*