“Geography of Hate”: geolocalizando el odio a través de las redes sociales

“Geography of Hate”: geolocalizando el odio a través de las redes sociales

Entre las muchas cualidades que podemos encontrar en las redes sociales, Twitter destaca especialmente por convertirse en un destacado observatorio del comportamiento humano. Precisamente a través de la observación del lenguaje empleado en los tuits de una determinada zona geográfica de América del Norte, se ha puesto el marcha Geography of Hate“, el mapa de la geografía del odio.

Esta iniciativa ha sido creada por un grupo de académicos en colaboración con los estudiantes de la Universidad Estatal de Humboldt, responsables también del blog Floating Sheep, en donde nos hablan de esta iniciativa.

Este mapa trata de analizar el lenguaje empleado en los mensajes de Twitter enviados entre junio de 2012 y abril de 2013, como una manera de codificar geográficamente este tipo de sentimientos relacionados con el racismo, la xenofobia o la discriminación. Como nos cuentan en su web se trata de mostrar el paralelismo existente entre las redes sociales y el mundo real.

Como señalan en Mashable y en su propio blog, se han analizado “más de 150.000 tuits con etiquetas geográficas” en relación con tres categorías principales: tuits homófobos, racistas y discriminatorios. Los datos recopilados determinan la relación entre los tuits generales enviados en cada región y los que contienen un mensaje relacionado con el odio. “Sólo los tweets utilizados de manera explícitamente negativa se incluyeron en el mapa.”

El pasado mes de noviembre, Floating Sheep analizaba los tuits racistas enviados durante la reelección del presidente Barack Obama. En su blog nos hablan de esta experiencia así como de las críticas recibidas en relación con su forma de analizar estos mensajes, a lo que el equipo de Floating Sheep responde :

En este trabajo, hemos demostrado que los estados con mayor cantidad relativa de contenido racista en relación con el presidente Obama – Mississippi y Alabama – fueron notables no sólo por ser cláramente anti-Obama en sus patrones de voto, sino también por sus  problemática historia de racismo. Es decir, incluso un análisis bastante crudo y superficial puede mostrar cómo las expresiones contemporáneas de racismo en los medios sociales pueden estar vinculados a una serie de factores contextuales que explican su persistencia.

Este mapa trata de ir más allá de esta experiencia y no basarse únicamente en el odio dirigido hacia una sola persona poniendo en marcha un interesante experimento sociológico que trata de mostrar cómo las redes sociales “se han convertido en un importante canal para la incitación al odio y en particular, cómo la terminología utilizada para degradar a un grupo minoritario determinado se expresa geográficamente”.

Deja un comentario

Tu email no será nunca revelado a terceros. Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*