Recreando los orígenes: la narrativa ilustrada

Recreando los orígenes: la narrativa ilustrada

Las nuevas tecnologías abrieron la puerta a un periodismo digital en permanente innovación, siempre a la búsqueda de formas narrativas adecuadas a los nuevos formatos que aporten un plus de calidad a la información. Diversas son las tendencias que en la actualidad persiguen este fin (periodismo de datos, de soluciones, transnacional, etc.), pero en lo referente a la narración quizá sea el periodismo transmedia el máximo exponente de ese afán innovador.

Mientras esto sucede en el entorno periodístico en general, algunos medios y organizaciones están experimentando con lo que podríamos denominar una recreación de los orígenes, la narrativa ilustrada. Esto es, complementar la narración periodística con ilustraciones a la usanza tradicional, dibujadas a mano.

Como señala Al Tompkins en Poynter, varias organizaciones están experimentando con esta forma de contar historias. Entre ellas, California Watch y el Center for Investigative Reporting (CIR), con sede en California, que han producido un vídeo, “In Jennifer’s Room”, que mediante dibujos ilustra una historia sobre el maltrato y el abandono en centros californianos para personas con discapacidad.

Imagen de previsualización de YouTube

Explica Carrie Ching, productora multimedia de CIR, que debido a la naturaleza delicada de la historia y la importancia de mantener el anonimato de la niña, no había entrevistas en audio, fotos ni otros elementos visuales que poder utilizar: “Pero teníamos una increíble historia humana que contar, y tuvimos que hacerlo dentro de esas limitaciones”.

La ilustración en la narrativa periodística digital no es infrecuente, pero por lo habitual toma la forma de animación y no tanto la del dibujo estático. The New York Times, por ejemplo, utiliza a menudo la animación. O también lo hace StoryCorps de NPR, en historias como “John and Joe”, “Germans in the Woods” y “Danny and Annie”.

Aún está por ver cómo recibirán las audiencias este tipo de narrativa ilustrada. Desde el CIR, apoyándose en la experiencia de “In Jennifer’s Room”, citan dos elementos necesarios para el éxito de un proyecto de estas características:

  • El tiempo de producción: El equipo que produjo “In Jennifer’s Room” comenzó las conversaciones sobre el proyecto meses antes de que se lanzara públicamente. De esta forma, pudieron analizar cada detalle artístico y permitir que todos los miembros del equipo aportaran ideas sobre la mejor forma de contar la historia.
  • La elaboración minuciosa del reportaje: Detrás del proyecto hubo un año y medio de investigación para desvelar la quiebra de un sistema que debería haber protegido a la población vulnerable. Las ilustraciones ayudan a contar la historia, pero no sustituyen al trabajo periodístico profundo.

Parece claro, por los tiempos de elaboración requeridos, que esta narrativa ilustrada no es las más idónea para noticias urgentes o del día a día. Pero quizá, como en el ejemplo expuesto, pueda resultar interesante o atractiva para reportajes de investigación cuya producción no esté sometida a la tiranía de la urgencia.

Vía | IJNet

Deja un comentario

Tu email no será nunca revelado a terceros. Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*