The Guardian cerrará su edición en papel apostando por el periodismo ciudadano

The Guardian está tratando de hacer frente a las pérdidas económicas de la publicación en papel haciendo una transición hacia una versión exclusivamente digital del medio en la que, según destaca en el Telegraph, los periodistas ciudadanos jugarán un papel fundamental.

Adán Freeman, director ejecutivo y comercial de Guardian News & Media, en una conferencia en Oxford declaraba que las pérdidas del periódico les estaban llevando hacia una “visión abierta del periodismo”, en la que los laicos, sin experiencia formal en la información, serán un elemento clave para el futuro de este medio.

Esta reforma pasa por estrechar la colaboración entre periodistas profesionales y ciudadanos. Según las declaraciones de Freeman el periódico está trabajando en el cierre de su edición impresa por completo.

A principios de este mes, Guardian News & Media ha suprimido el suplemento de Cine y Música, y ha reducido el suplemento deportivo así como el número de páginas del G2 de The Guardian como parte de su batalla para detener las pérdidas.

La reducción de estas actividades forman parte de un programa de recortes destinado a ahorrar 25 millones de libras en los próximos cinco años, que también se espera que incluya a gran escala las pérdidas de empleo. Los expertos señalan que la compañía planea recortar unos 100 puestos de trabajo en total, aunque un portavoz de The Guardian dijo que no conocía esa cifra.

Esta apuesta de The Guardian por el periodismo ciudadano no es algo nuevo, de hecho a finales de 2011 lanzaba dos nuevas propuestas participativas bautizadas como: Opennews y n0tice. Ya entonces Matt McAlister, director de estrategia digital en The Guardian, hablaba de las novedades de esta propuesta en su blog:

Si somos capaces de hacer posible el periodismo ciudadano en más contextos y en un mayor número de comunidades, entonces creo que habremos hecho algo bueno. Si a esto se suma el hacer del periodismo ciudadano una actividad económicamente sostenible entonces habremos hecho algo grande.

Los usuarios están comenzando a determinar lo que hacemos cada vez más.

Además del periodismo ciudadano, este medio británico lleva tiempo apostando por el  “crowdsourcing” como un importante método de trabajo en el periodismo de investigación.

Según Andrew Miller, su director ejecutivo, a corto plazo la edición impresa seguirá editándose. Miller también destacó en la conferencia que habían comenzado a cobrar por el contenido con el lanzamiento de una prima para la edición para iPad de The Guardian, pero dijo que no tenía la intención de cobrar por el contenido en todos los ámbitos.