ProPublica presenta DocDiver: buceando entre la información

Los chicos de ProPublica -esa redacción independiente de Manhattan que produce periodismo de investigación por su interés público- no dejan de innovar, ofreciendo la potencia de la Red y las infotecnologías a la ciudadanía. Ahora han presentado DocDiver, una herramienta que permitirá a los lectores trabajar codo con codo con los reporteros de ProPublica.

Se trata de un pasito más dentro de la línea de Computational Journalism de cuyo desarrollo ya hablábamos aquí no hace mucho: el trabajo de los reporteros de investigación acarrea una tarea de búsqueda y extracción de información relevante entre montañas de documentos de todo tipo; y la introducción de una herramienta cooperativa como esta va a permitir que los propios lectores formen parte de una labor más amplia de ‘crowdsourcing‘ que impactará directamente en la eficiencia de los procesos de documentación.

La herramienta ofrecerá funcionalidades típicas de las plataformas de colaboración, permitiendo que varios lectores, reporteros y editores realicen anotaciones sobre los documentos compartidos con el visor de Document Cloud, la plataforma OpenSource utilizada por ProPublica en este caso. DocDiver permite, además, que los lectores clasifiquen la relevancia de los descubrimientos que realizan otros usuarios, pudiendo también publicarlos en su muro de Facebook.

Está inspirada en proyectos de crowdsourcing similares, como el de MP Expenses de The Guardian o el que lanzara The New York Times sobre la campaña de correo de la candidatura de Sarah Palin; y se trata de un proyecto, según nos cuentan en ProPublica, apadrinado por Amanda Michel, la directora de reporterismo distribuido.

Es destacable de este “experimento” el hecho de que surge en un ecosistema de periodismo informático muy maduro en el que se están proponiendo soluciones desde el ámbito periodístico de uso de la herramienta para problemas o desafíos que se planteaban desde su propia concepción como plataforma; un esfuerzo que ha recibido apoyo económico por sí mismo, como fue el caso del Knights News Challange de antes del verano, en que DocumentCloud -como plataforma de crowdsourcing– se hizo acreedor de una ayuda de 320.000 dólares.

El cerebro detrás de la aplicación -que es Al Shaw– lo deja muy claro en Poynter, afirmando que no pretende ser una herramienta para cualquier documento y cualquier historia; aunque sí confía en que su uso extensivo por parte de los lectores ayude a apalancar la actividad de los reporteros de ProPublica basada en la explotación de yacimientos de documentos.