Morley Safer: “Confío en el periodismo ciudadano tanto como lo haría en la cirugía ciudadana”

Morley Safer, veterano periodista de la CBS y popularmente conocido por su participación en el programa “60 minutes”, al que se incorporó en diciembre de 1970, realizó esas declaraciones durante un discurso tras recibir el Fred Friendly First Amendment Award 2009, premio concedido por la School of Communications de la Universidad de Quinnipiac.

Dentro de ese discurso, que trataba sobre el impacto que la actual crisis de los medios puede tener en el periodismo, Safer se refirió a los blogs y el periodismo ciudadano, opinando que no son una solución:

La blogosfera no es una alternativa, plagada como está de desvaríos y manipulaciones de cualquier chiflado con un teclado. […] El buen periodismo está estructurado y esa estructuración implica responsabilidad. Yo confiaría en el periodismo ciudadano tanto como lo haría en la cirugía ciudadana.

No es nueva esa alusión a la cirugía como posible ejemplo del disparate que supone el que un ciudadano cualquiera pretenda cumplir la labor de un profesional. Entre otros, establecía también la comparación hace un tiempo Pepe Cervera, aunque admitiendo recurrir a la broma fácil y refiriéndose, más explicitamente, a la neurocirugía.

No parecen el periodismo y la cirugía ocupaciones asimilables, ni la comparación entre ambas oportuna, por forzada y hasta algo esperpéntica. Pero más allá de esto, Safer maneja, en tan sólo tres frases, los principales tópicos que algunos de sus compañeros de profesión, también detractores del periodismo ciudadano, vienen utilizando habitualmente:

  • La confusión entre periodismo ciudadano y blogosfera
    No todos los blogs son periodismo ciudadano. Ni todo el periodismo ciudadano es obra de bloggers. De hecho, un blog sólo es un formato más de edición online, que puede ser utilizado para publicar los más diversos contenidos. Aunque es ésta una confusión muy oportuna, que enlaza con el siguiente punto.
  • Todos los bloggers son unos irresponsables sin rigor ni credibilidad
    Son sólo “chiflados con teclado”, escribiendo lo primero que les parece, sin el mínimo rigor y, por lo tanto, sin ninguna credibilidad. Algo incierto como generalización. Pero, aparte de esto, poco relevante como ataque al periodismo ciudadano, por lo expuesto en el punto anterior. Esa afirmación obvia o desconoce los mecanismos de control editorial de los medios ciudadanos -o de las iniciativas de periodismo participativo en medios tradicionales-, que es donde la mayor parte del periodismo ciudadano se publica.
  • Sólo el periodismo profesional ofrece información fiable
    Esto ni debería resaltarse, porque la información de los medios profesionales tendría que ser fiable invariablemente. Aunque tampoco es siempre el caso. Con todo, la insistencia en este punto presupone que el periodismo ciudadano representa una amenaza para el periodismo profesional. Algo que poca gente sigue creyendo en serio.
  • El periodismo ciudadano no puede sustituir al profesional
    Pues no. Ni esa intención es algo que se pueda extraer como conclusión observando las cada vez más numerosas iniciativas de periodismo ciudadano. La tendencia, paulatinamente más respaldada, sugiere la colaboración entre uno y otro, complementándose. A pesar de que sigan existiendo, en uno y otro bando, quienes insisten en pronosticar drásticas mudanzas.
  • El periodismo ciudadano no es periodismo
    Según se quiera mirar. El diccionario de la Real Academia Española de la Lengua incluye para el término “periodismo” dos acepciones. La primera de ellas no habla de profesionales o amateurs: “Captación y tratamiento, escrito, oral, visual o gráfico, de la información en cualquiera de sus formas y variedades”. La segunda sí: “Estudios o carrera de periodista”. Está claro, para quienes prefieran ignorar la primera acepción, que el periodismo ciudadano no es periodismo.

Seguramente sólo el tiempo pondrá fin a estas polémicas infructuosas que nada aportan salvo ruido. El punto de esperanza es que tanto en el lado profesional como en el de las iniciativas de periodismo ciudadano -muchas de ellas lanzadas y dirigidas por periodistas profesionales- hay gente trabajando con un objetivo que debiera ser el deseable para todos: una información más completa y de mayor calidad.

Contra ese empeño poco podrán hacer los agoreros. O esperemos que así sea.

Vía | TVNewser

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *