China continua su campaña en favor de la censura

China continua su campaña en favor de la censura

censura-china.jpgYang Zhou no es un ciberdisidente, pero los recientes obstáculos a sus hábitos de navegación por la Red colocados por los censores chinos ha hecho que fomente el descontento por el “Gran Firewall” de China.

La furia de Yang estalló hace unos pocos días cuando descubrió que no podía ver las instantáneas de las vacaciones de sus amigos colgadas en Flickr.com, debido a las restricciones en el acceso impuestas por los censores después de que se colocaran en esa web imágenes de la masacre de la plaza de Tiananmen en 1989.

El bloqueo de Flickr es la última víctima de la batalla en marcha por parte de China para controlar el enorme Internet. Wikipedia, y otros populares sitios web, foros y blogs ya han caído en las redes de los censores del país.

China utiliza un complejo sistema de filtros y una armada de miles de vigilantes humanos para inspeccionar los hábitos de los 140 millones de navegantes del país y cortar de forma quirúrgica el contenido sensible que cae ante sus ojos.

En su obsesión por la estabilidad, el Gobierno dice que la maquinaria de vigilancia, más conocida como “Gran Firewall” (en alusión a la Gran Muralla), es necesaria para permitir a los usuarios disfrutar de un ambiente “sano” en Internet y construir una sociedad “armónica”.

La mayoría de los frustrados navegantes, sin embargo, preferirían airear sus quejas en la relativa seguridad de un Internet anónimo. Todavía mantienen su anonimato porque el pulso del Gobierno para conseguir que los millones de bloggers chinos se registren con sus nombres reales para asegurar que solo cuelgan contenido “responsable” fue abandonado tras recibir las quejas de la industria de Internet y debido a la imposible tarea de guardar las listas de los usuarios.

Después del bloqueo de Flickr, los enlaces a aplicaciones para navegador y explicaciones de cómo evitar los filtros y ver las fotos de Flickr han proliferado por los blogs y las salas de chat.

Vía | LaFlecha.net